Si la persona es capaz de realizarlo por sí misma, es necesario respetar sus hábitos, pero corregirlos si son insuficientes.
  • Es importante cepillar los dientes después de cada comida.
  • No cepillar en dirección horizontal.
  • Completa con la limpieza interproximal mediante el uso de sedas o interdentales.
  • Finalmente, seca los labios y aplica hidratante labial para evitar irritaciones.
  • Supervisa el estado de las mucosas y la aparición de heridas, placas u otras lesiones.
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y razones técnicas, para mejorar tu experiencia de navegación, para almacenar tus preferencias y, opcionalmente, para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Hemos incluido algunas opciones de configuración que te permiten decirnos exactamente las cookies que prefieres y las que no. Pulsa ACEPTAR para consentir todas las cookies. Pulsa CONFIGURACIÓN para decidir las opciones que prefieres. Para obtener más información sobre nuestras cookies accede a nuestra Política de cookies aquí: Más información
Configuración